Demanda energetica edificios

Los edificios de nueva construcción y los que se rehabiliten o se proyecte su reforma a partir de 2007 deberán disponer obligatoriamente de la Certificación de Eficiencia Energética que establece el Real Decreto 47/2007, que aprobó el pasado 19 de enero el Consejo de Ministros.

La Certificación Energética de los Edificios es la herramienta que tienen las distintas Administraciones para asegurar el cumplimiento de los planes de ahorro de energía y de reducción de emisiones de CO2.

El objetivo con el que se ha redactado el Real Decreto 47/2007 es establecer el procedimiento básico que debe cumplir la metodología de cálculo de la calificación de eficiencia energética que permita iniciar el proceso de certificación.

Así, este Real Decreto complementa el nuevo marco normativo español sobre la eficiencia energética en la edificación, iniciado con la aprobación del Código Técnico de la Edificación (CTE). Esta medida entra a formar parte de las acciones de desarrollo del Plan de Acción de Ahorro y Eficiencia Energética 2005-2007 del Gobierno para el sector de la edificación, impulsado por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

Realizamos la  Certificación de Eficiencia Energética, con la asignación a cada edificio de una clase energética de acuerdo con una escala de siete letras que van desde el edificio más eficiente (clase A) al menos eficiente (clase G). La valoración de esta escala, según establece el Real Decreto 47/2007, se hará en función del CO2 emitido por el consumo de energía de los sistemas energéticos implantados en el edificio.

En una segunda fase, una vez construido el edificio, se comprobará la conformidad de la calificación energética (obtenida en la fase del proyecto) con la del edificio realmente ejecutado.

A %d blogueros les gusta esto: